Bienvenido
Alefbet - Alfabeto
Letras Madres
Letras Dobles
Letras Simples

letras hebreasLetras Hebreas

 

Alfabeto Hebreo y el Tarot

La palabra Alefbet significa alfabeto, es decir el conjunto de símbolos con el cual se escribe una lengua. Estos caracteres, en total veintidós, son consonánticos, cosa complicada de entender para los parlantes de lenguas que poseen cinco vocales claras, como nosotros. Sin embargo el hebreo no tiene vocales, y las que llamamos equivocadamente vocales (como la Aleph, por ejemplo), son en realidad letras mudas, es decir como la hache.

La vocalización hebrea es externa a las letras, y se efectúa con una puntuación que se coloca debajo, arriba o al costado de ellas. Esta vocalización fue realizada por los rabinos Masoretas, hace aproximadamente 1500 años, es decir en la era cristiana, especialmente para uniformar la lectura y posterior interpretación del Texto Bíblico. Cabe  tener en cuenta algunos factores que podríamos llamar externos e internos, que también contribuyeron a la existencia del Hebreo como lenguaje y alfabeto diferente, mágico.

La falta de vocales hacía complicada la uniformidad de pronunciación y significado; la diáspora dificultaba las pronunciaciones en relación directa al "acento" de la zona habitada (Palestina, Egipto, Babilonia, etc.); los imperios dominantes influían con sus costumbres, pero también con sus vocablos.

Debemos establecer una definición en cuanto a lo que será  el Alefbet para el aprendizaje de la Cábala.

Cada uno de esos 22 arquetipos ideales, es modelo intangible creado por el hombre. Arcanos de Sabiduría inigualables, su conocimiento implica el conocerlo Todo, cosa imposible de lograr, excepto para los Grandes Sabios. No es coincidencia que los Arcanos Mayores sean también 22. Es por esto que cada letra hebrea se relaciona con un Arcano Mayor.

Por esto podemos decir que el Alefbet es una representación del Todo, y que cada una de las 22 letras es la veintidosava parte de ese Todo, y he aquí su infinitud y su relación macrocósmica. Pero también la posibilidad de focalizarlo hacia lo diminuto, mensurable y microcósmico, nos permitirá  referirlo a elementos tan concretos o espirituales como el hombre.

Entonces:

·        El Alefbet simboliza Todo, por lo que Todo está  en Él.

·        Todo, no excluye nada; ni los máximos arquetipos del hombre, ni sus más bajos instintos.

·        Hay en el Alefbet un Génesis del hombre, desde su origen, energía inicial o Aleph; hasta lo concreto, la intersección de la cruz de brazos iguales, Tau.  Hay comienzo y hay fin, en un ciclo permanente.

·      Cada Letra es para el estudiante de Cábala un arcano, ideal, perfecto, intangible. Un arquetipo sólo aprehensible por su intelecto en busca de lo absoluto, al que apunta con ansia y voluntad, desde su corazón.   

El conjunto de símbolos está  compuesto por 22 letras, y en su orden correlativo guardan correspondencia con un número y una representación gráfica. Cada letra es una derivada de la formación de Yod o Iod, así se las divide en tres grupos:  

I) Letras Madres: son tres; la Aleph, Mem y Shim. (Vale recordar que en hebreo se escribe de derecha a izquierda). Sus atribuciones son los Tres Elementos (Aire, Agua y Fuego), los cuales conforman la vida en la Tierra.

I) Letras Dobles: son  siete,  Beith, Ghimel, Daleth, Khaf, Reish, Tau, Phé. Se relacionan con los siete planetas de la antigua astrología hebrea y los siete días.

III) Letras Simples: son doce; He, Vav, Zain, Heith, Teith, Yod, Lamed, Noun, Samekh, Ayn, Tsade y Qof y se relacionan con los 12 signos del zodíaco, los doce meses del año y otros atributos.

En cuanto a las llamadas letras finales, aquellas que cambiaban su grafía cuando son la última de una palabra (Mem final, Noun final, Tsade final, Phé final y Khaf final), no son consideradas como participantes de la Creación por haber sido creadas por los Profetas, es decir con posterioridad a la misma.

Como aporte final a la comprensión de lo especial y mágico del Alefbet, intentemos relacionar tres palabras: tierra, hombre y sangre, en nuestro idioma. Por supuesto que encontraremos el hilo conductor, dado que su relación es sumamente estrecha. Pero si lo intentamos con el hebreo, veremos una asociación más estrecha:

tierra

adamáh

hmda

hombre

adam

mda

sangre

dam

md

La sangre (DaM), está  en el hombre (ADaM), que a su vez viene de la tierra (ADaMaH).

Como vemos, el mecanismo de encuentro es totalmente distinto. No "salimos" de las palabras para razonar algo "por fuera" y volver a ellas, sino que debemos "entrar" en ellas y ver que hay detrás . Así , podríamos relacionar la familia de palabras e incluso advertir por Gematría números y asociaciones entre números. Si no sabes Hebreo, puedes utilizar algún traductor gratuito de la red y podrás sorprenderte con los resultados.

Es algo que te puede maravillar, aunque no hay que perder de vista nuestro estudio del Tarot. Se tratará entonces de hacer analogías entre el significado de una determinada letra y el Arcano correspondiente.

Vamos entonces al encuentro de las 22 letras del alfabeto hebreo y los Arcanos Mayores del TarotAlfabeto Hebreo Alefbet

 

 

  Saber Tarot © 2008 Derechos Reservados Argentina